Aceites esenciales como conservantes y potenciadores productivos

27/09/2019

Aditivos Salud Animal

Aditivos Salud Animal

get_the_title

DEX IBÉRICA

  • Polígon Industrial Estació, 24
    43480 Vila-Seca Tarragona - ESPAÑA
  • +34 977 39 33 47
  • Web
Escrito por: Míriam Llaó
dex ibérica s.a.

INTRODUCCIÓN

El mal uso de los antibióticos en la alimentación animal es una de las causas que nos ha llevado a entrar en un estado de alarma en cuanto a resistencia bacteriana, un tema de preocupación global.

Los antibióticos se han estado usando a dosis subterapéuticas como promotores del crecimiento y mejoradores del rendimiento, pero su prohibición o restricción en muchos países ha promovido la búsqueda de otras vías para mejorar la producción.

El mercado de los aditivos se está adaptando además a las tendencias de los consumidores, quienes desean que los animales sean alimentados de una manera más “sana” o natural.

Por esta razón, cada día tenemos más productos en el mercado con un contenido en extracto de plantas, ya sea como aceite esencial, o como extracto puro de alguno de sus componentes.

Los aceites esenciales son mezclas de substancias aromáticas que son extraídas de las plantas y que ellas mismas segregan con un objetivo antibacteriano, antifúngico, antioxidante, insecticida, regenerativo, etc.

Estas sustancias se han estado usando por sus propiedades en la medicina, cosmética y cocina, y ahora, con sus demostradas propiedades antimicrobianas y poca resistencia, está en auge su uso como aditivos en alimentación animal.

Los aceites esenciales son mezclas de muchas moléculas orgánicas, en cuya composición hay dos o tres componentes mayoritarios y el resto están a concentraciones mucho más bajas.

» Por esto, quizás es más común usar un extracto de uno o varios de los componentes del aceite esencial.

Uno de los principios activos más eficaces es el cinamaldehído, un componente extraído de la canela, especia de origen asiático muy usada por su aroma y propiedades medicinales.

Es especialmente importante por sus concentraciones mínimas inhibitorias (MIC), que son de las más bajas, y por su alta especificidad hacia los microorganismos patógenos, sin afectar a la flora acidoláctica.

 

EFECTOS BENEFICIOSOS EN EL ANIMAL

Los aditivos fitogénicos se usan en la alimentación animal para la mejora de las producciones, gracias a sus propiedades:

  • aromáticas y promoción de la apetencia
  • mejora de la digestión
  • regulación de la flora intestinal
  • y sus efectos antioxidantes enzimáticos

 

⇒ PALATABILIDAD Y DIGESTIBILIDAD

El extracto de canela es especialmente útil en especies sensibles al olor del alimento, ya que facilita que el animal se sienta atraído por el alimento provocando un aumento en la ingesta voluntaria comparada con las pruebas control.

El aumento de palatabilidad tiene efectos positivos sobre la producción de saliva y de las diferentes enzimas digestivas, así como jugos gástricos, ralentizando la digestión y por tanto ayudando a la absorción de nutrientes.

También tiene un efecto indirecto sobre la secreción de una capa más gruesa de moco en la pared del intestino delgado, que dificulta la adherencia de patógenos en el epitelio del tracto gastrointestinal y, por tanto, se reduce la exposición a toxinas microbianas y otros metabolitos tóxicos.

Su uso junto con acidificantes tiene especial importancia en animales jóvenes en fase de destete o con desórdenes digestivos, que necesitan ayuda para alcanzar un pH bajo en el estómago y la concentración óptima de enzimas digestivas para que se produzca una correcta digestión.

 

⇒ REGULACIÓN DE LA FLORA

Una de las propiedades por las que sobresale el cinamaldehído ante otros extractos es por su alto poder antibacteriano y especificidad hacia patógenos como E.coli, Salmonella, Clostridios, etc., obteniendo buenos resultados a concentraciones bajas.

» Su acción higienizante tiene lugar tanto en el alimento (como conservante) como en el tracto intestinal del animal.

Aunque el mecanismo de ataque hacia las células bacterianas por parte de los aceites esenciales aún no está completamente descifrado, se tiene constancia de que producen alteraciones morfológicas en la membrana exterior y pérdida de impermeabilidad de la membrana citoplasmática, desencadenando una cascada de desequilibrios metabólicos y de gradientes que resulta en la lisis de la célula patógena.

Figura 1. Efecto de cinamaldehído en E.coli A) sin tratar, D) 0,3 mg/ml cinamaldehído.

García-Salinas S., Elizondo-Castillo H., Arruebo M., Mendoza G., Irusta S. Evaluation of the Antimicrobial Activity and Cytotoxicity of Different Components of Natural Origin Present in Essential Oils. Molecules. 2018;23:1399

 

Su efecto bactericida se produce en todo el tracto gastrointestinal, inhibiendo la proliferación de microorganismos patógenos y favoreciendo la flora productora de ácido láctico, así como reduciendo la producción de metabolitos tóxicos y protegiendo por tanto las microvellosidades del epitelio intestinal.

 

⇒ EFECTO ANTIOXIDANTE

Muchos aceites esenciales son conocidos por sus propiedades antioxidantes, que ayudan a conservar las fracciones lipídicas del alimento, como a proteger los tejidos del animal del estrés oxidativo.

El cinamaldehído ha demostrado tener un efecto beneficioso en la producción de enzimas involucradas en reacciones redox como la catalasa, la superóxido dismutasa o la glutatión peroxidasa, así como incrementos de vitaminas C y E.

Este incremento en enzimas antioxidantes protege las células epiteliales de los radicales de oxígeno, aumentando la longitud de las vellosidades y por tanto la absorción de nutrientes, así como acelerando la renovación de enterocitos y mejorando en general el sistema inmune del animal.

Este efecto, además de verse reflejado en la salud del animal, ayuda a mejorar la calidad de los productos de origen animal, como la carne, los huevos o la leche y a prolongar su conservación.

 

⇒ EFECTO CONSERVANTE EN EL ALIMENTO

Además del poder antibacteriano los aceites esenciales también poseen propiedades antifúngicas, y es común su uso junto con ácidos orgánicos de cadena corta como conservantes.

Figura 2. Efecto de cinamaldehído en micelio de Aspergillus Ochraceus A) sin tratar, D) 0,4 mmol/l cinamaldehido.

Effect of Cinnamaldehyde on Morphological Alterations of Aspergillus ochraceus and Expression of Key Genes Involved in Ochratoxin A Biosynthesis. Limin Wang, Jing Jin, Xiao Liu, Yan Wang, Yang Liu, Yueju Zhao, Fuguo Xing. Toxins (Basel) 2018 Sep; 10(9): 340. Published online 2018 Aug 22.

 

Mientras que el mecanismo biocida de los extractos naturales aún es complicado de entender, el de los ácidos orgánicos, por lo general, está bien documentado.

» La permeabilidad de los ácidos orgánicos en la célula patógena permite que se produzca una bajada de pH en el interior, produciendo un desequilibrio de protones y un gasto de ATP, así como daños en el ARN y sus consecuentes daños estructurales en la célula.

» Unir los extractos naturales con otros aditivos puede dar lugar a un efecto sinérgico, como en el caso de los ácidos orgánicos con el cinamaldehído, ya que una vez el extracto ha dañado la estructura de la célula, el ácido puede acceder más fácilmente al interior y seguir con el desequilibrio de protones, aumentando la eficiencia del producto.

» El uso de productos a base de extractos naturales junto con ácidos orgánicos dan lugar a una serie de efectos beneficiosos que se extienden a lo largo de todo el proceso alimentario del animal, desde una acción conservante en el alimento y mejora de sus cualidades, pasando por una mejora en la palatabilidad del pienso y consecuente mejora de la digestibilidad, regulación de la flora y mejor absorción de nutrientes, acción oxidante y aumento de las producciones.

 

ACCIÓN SINÉRGICA DE FITOGÉNICOS CON ÁCIDOS ORGÁNICOS

→ Conservante

Antifúngico

→ Digestivo

Apetente, aperitivo, acidificante

→ Regulador de la flora

Antibacteriano

→ Antioxidante

Protege la mucosa, alarga vellosidades





Dejar un comentario