Aditivos en alimentos para cerdos: Efectos en el intestino delgado

18/11/2019

Aditivos Salud Animal

Aditivos Salud Animal

Aditivos en alimentos para cerdos: Efectos en el intestino delgado

En este siglo, el uso de aditivos antimicrobianos es uno de los temas más investigados en nutrición animal debido a varios factores, tales como: consumidores conscientes de alimentos saludables, consciencia ambiental, riesgos para la salud humana e incluso la necesidad de adaptarse al mercado importador.

Los países importadores han impuesto fuertes restricciones al uso de antibióticos como promotores del crecimiento en la producción animal.

El rápido crecimiento de la población mundial y el desarrollo económico asociado con la urbanización tienen un impacto significativo para atender la creciente demanda por alimentos. Se requiere una mayor eficiencia productiva para satisfacer esta demanda y la carne porcina ofrece una excelente alternativa.

Los riesgos de pérdidas de exportación relacionados con los productos de baja calidad y salud precaria de los animales conducen a nuevos mercados que consumen carne de cerdo más saludable y alimentos inocuos –OCDE-FAO, 2009.

 

Debido al alto impacto de la nutrición en el costo de producción de cerdos, para obtener una dieta equilibrada basada en harina de maíz y soja, es necesario complementar con aditivos y aminoácidos esenciales para una nutrición adecuada, en busca de una mejor salud intestinal.

 

En este contexto, ALDRIDGE et al. 2005, declararon que la salud intestinal influye en la salud sistémica y, en consecuencia, en el rendimiento animal, enfatizando que la mayoría de las bacterias son beneficiosas para el huésped, aunque los consumidores generalmente relacionan las bacterias con enfermedades e infecciones.

La microbiota intestinal es alterada por varios factores, siendo la dieta la más influyente, así como los aditivos moduladores del microbioma.

 

Objetivo

El objetivo de este estudio fue evaluar los efectos de los aditivos promotores de crecimiento en la dieta sobre el porcentaje de células caliciformes con mucina ácida y neutra en el intestino delgado de los cerdos, modulando la microbiota y actuando sobre la inmunidad intestinal.

Se evaluó el porcentaje de células intestinales en proliferación mediante la técnica de inmunohistoquímica PCNA, Antígeno Nuclear Celular Proliferante, certificando y cuantificando la presencia de células de Paneth por coloración específica e inmunohistoquímica, informes de la literatura citan la unión de probióticos al epitelio intestinal vía células de Paneth y caliciformes.

 

Materiales & Métodos

Animales: 480 lechones
Dietas: 5 tratamientos experimentales

El experimento se realizó en un Granja certificada de cría de cerdos, GRSC, aplicando el DIC.

Se utilizaron 480 lechones machos castrados en cinco tratamientos, con diez lechones por corral, con ocho repeticiones y en el tratamiento basal se realizaron 16 repeticiones.

Los animales fueron sacrificados a los 65 días de edad.

La dieta fue a base de maíz y harina de soja más un suplemento mineral y vitamínico.

Tratamientos

T1 = dieta basal, llamada control negativo,
T2 = T1 +inclusión de un antimicrobiano – Avilamicina,
T3 = T1 + probiótico – Sacchacaromyces cerevisae
T4= T1 + prebiótico – Manano-oligosacarido, MOS
T5 = T1 + probiótico – Sacchacaromyces cerevisae + prebiótico – MOS.

 

Resultados

  • Hubo alteraciones con un mayor aumento en la cantidad de células caliciformes con moco neutro en comparación con aquellas de moco ácido y con control negativo.
  • No existieron cambios significativos para las células con moco ácido.
  • El porcentaje de células en el intestino delgado en proliferación por la técnica de inmunohistoquímica para PCNA no presentó alteraciones significativas, la presencia de células de Paneth se confirmó por tinción especial y por inmunohistoquímica.
  • La cantidad de células de Paneth del duodeno se alteraron en función de los aditivos utilizados, en comparación al control negativo que tuvo la mayor cantidad, con la adición de antimicrobianos hubo una menor cantidad, con prebiótico y simbiótico se provocó una reducción más leve, lo que sugiere que se produjo una inmunomodulación.

 

Conclusión

Los aditivos promotores de crecimiento en las dietas son tecnologías que favorecen ganancias significativas que se pueden recomendar, debido a que los resultados son compensatorios en productividad. Además de promover una mejor salud intestinal en función de una microbiota más saludable y más apta para la crianza de lechones en la fase de cría.

 

Fuente: Por Regis Kamimura de la Federal de Goiás, UFG, Escola de Veterinária e Zootecnia – EVZ (RG)., Brasil. http://repositorio.bc.ufg.br/tede/handle/tede/8038





Dejar un comentario