Cómo maximizar el valor nutricional del piensos en especies avícolas

25/02/2018

Aditivos

Aditivos

get_the_title

Biocon

  • Pol. Ind. Pla de Llerona - C/ Bélgica, 5
    08520 Les Franqueses del Vallès - España
  • +34 93 849 34 55
  • http://biocon.es/
Revista: Marzo 2018

Las dietas diseñadas para la alimentación de broilers (o pollos engorde) están compuestas principalmente por cereales, harinas proteicas y en algunos casos otras fuentes de proteína tales como los granos de leguminosas, grasas, minerales y aditivos tales como aminoácidos, vitaminas, etc…

Las harinas proteicas, especialmente las harinas de soja y las harinas de colza y girasol, contienen gran cantidad de carbohidratos no digestibles (harina de soja >25%, torta de girasol >30%, >20% harina de colza), destacando los polisacáridos no celulósicos (PNC) solubles e insolubles y oligosacáridos.

En comparación del contenido de galactosa y manosa en cereales, los oligosacáridos principales son de tipo alfa-galactósidos, tales como la rafinosa, estaquiosa y verbascosa.

 

 

Debido que los PNC presentes en los granos de cereales son diferentes que los de los concentrados de proteína, estos consecuentemente requieren diferentes enzimas.

Los polisacáridos tales como los galactomananos y arabinogalactanos o los oligosacáridos alfa-galactósidos están formados por cadenas de galactosa y otros monosacáridos, las cuales no pueden ser hidrolizadas con las carbohidrasas exógenas comúnmente utilizadas en dietas con alto contenido de cereales.

La soja y harina/torta de soja tienen altos contenidos de carbohidratos no digestibles:

  • Alto contenido de oligosacáridos (7-10% MS), especialmente rafinosa, estaquiosa y verbascosa, los cuales tienen cadenas laterales de galactosa.
  • Alto contenido de PNC (15-20%) de los cuales una fracción importante (>30%) contienen galactosa. La otras fracciones presentes son xilanos, glucanos, mananos y ácido urónico.
  • Los oligosacáridos mencionados y la galactosa no son degradados por otras carbohidrasas exógenas utilizadas en los piensos tales como las xilanasas o glucanasas.
  • Una problemática similar se da con otras fuentes de proteína vegetal tales como guisantes, harina de colza, harina de girasol o DDGS.

Es necesario suplementar una enzima exógena capaz de degradar los polímeros con galactosa y los oligosacáridos de la soja y otras fuentes de proteína vegetal.

Segun Bach Knudsen et al, (1997) , la harina de soja contiene 6.5% de galactosa mientras que su contenido en cereales es inferior a 1% sobre materia seca.

Sin embargo, en los cereales, encontramos un alto contenido en xilosa.

Las xilanasas y glucanasas exógenas pueden hidrolizar la xilosa y glucanos, pero difícilmente los polímeros de galactosa y manosa, ni los alfa-galactósidos.

En adición a los polisacáridos de galactosa y manosa, la harina de soja contiene gran cantidad de oligosacáridos no digestibles (entre 7-10% sobre materia seca) que también están compuestos de cadenas de galactosa, glucosa y fructosa, tales como la rafinosa (>1.5%) y estaquiosa (>5.5%).

LOS EFECTOS NEGATIVOS DE DICHOS POLISACÁRIDOS SON:

  • Influjo de fluido en el intestino resultando en un tránsito intestinal rápido
  • Fermentación microbiana en el intestino grueso (flatulencia) causando distensión abdominal
  • Reducción de la ingesta del alimento

En los guisantes debemos añadir el alto contenido en verbascosa.

Una problemática similar se da con otras fuentes de proteína vegetal tales como guisantes, harina de colza, harina de girasol o DDGS.

Es necesario la suplementación de una enzima exógena capaz de degradar la galactosa y los oligosacáridos de la soja y otras fuentes de proteína vegetal.

Delante de esta problemática se hace necesario el uso de un complejo enzimático específicamente diseñado para maximizar el valor nutricional de los piensos para aves que reduzca el impacto negativo de los polisacáridos y oligosacáridos que contienen cadenas de galactosa, glucosa y manosa.

Es decir, una preparación enzimática* compuesta por: alfa-galactosidasa, producido por Saccharomyces cerevisae, y endo-1,4 beta-glucanasa, producido por Aspergillus niger.

Actividad Alfa-galactosidasa

Es una enzima que cataliza la hidrólisis del extremo no reductor de la alfa-D-galactosa en alfa-D-galactósidos, incluyendo oligosacáridos de galactosa (rafinosa, estaquiosa y verbascosa) y polisacáridos como galactanos, galactomananos, arabinogalactanos (y arabinogalactoproteinas), galactoglucomananos.

Actividad beta-glucanasa, mananasa y celulasa

La beta-glucanasa es una enzima que cataliza la hidrólisis de enlaces glucosídicos 1,4 en beta-glucanos que contienen enlaces 1,3 y 1,4; contribuye a la liberación de glucosa, fuente de energía, y también disminuye la viscosidad en el tránsito intestinal, favoreciendo así la asimilación de nutrientes.

Los efectos de la actividad de estas enzimas se pueden medir en positivo sobre:

  • El aumento de la digestibilidad nutrientes y energía de la dieta
  • La mejora de productividad y reducción de lesiones
  • Valor energético suplementario por su adición

En esta ocasión, queremos centrarnos en el valor energético suplementaria en la dieta resultante de la suplementación de la preparación enzimática que contiene alfa-galactosidasa y endo-1,4 beta-glucanasa.

Objetivo 

Efectos en pollos engorde alimentados con dietas deficientes en energía. Dosis-respuesta

Material & Métodos 

Animales: Pollos engorde, Cobb x Cobb

Tratamientos: 4 tratamientos, N=12 (20 aves/N)

– Control positivo (PC)

– Control Negativo (NC),

NC + Preparación enzimática, 50 g/MT

NC + Preparación enzimática, 100 g/MT

Dietas: Dietas a base de maíz/soja/aceite soja

Parámetro medido : Eficacia productiva de dia1 a 42 de edad

Lugar : Southern Poultry Research (USA)

En la prueba se dieron unas especificaciones nutricionales que marcada por la diferencia de aceite de soja utilizada en las dietas en prueba:

Resultados

• Compensación de la deficiencia de energía en la formulación

• Mejoras generales en el rendimiento de pollos de engorde

• Facilitación de formulaciones de menor costo.

Y además de estos resultados, también en una prueba en campo realizada en una integradora en España con pollos engorde alimentados con dietas a base de trigo/soja deficientes en energía y suplementadas con xilanasas.

En ella se pudo comprobar que gracias al uso de la preparación enzimática la reducción EMA en dieta de un 8% (50 Kcal/kg) debida a la harina de soja no tuvo efectos negativos sobre los parámetros productivos.

La preparación enzimática* expuesta en este artículo es Agal Pro

Dejar un comentario