Inflamación en el tracto gastrointestinal y el sistema Inmune Innato

28/09/2018

Aditivos

Aditivos Minerales

get_the_title

Zinpro

Escrito por: Adam Geiger, Ph.D.1, Marco Rebollo, DVM2 y Mark Wilson, Ph.D3
1Nutricionista de investigación en vacuno lechero, 2Especialista en investigación avícola y 3Fisiólogo experto en reproducción de cerdos, Zinpro Corporation
Revista: NutriNews Septiembre 2018

¿Cómo desbloquear soluciones para la inflamación crónica?

¿Por qué alimentar con minerales traza es clave para el éxito cuando se formulan dietas para ganado, aves de corral, acuicultura, equinos y animales de compañía?

 

El tracto gastrointestinal (TGI) ) es uno de los órganos inmunes más grandes en el cuerpo.

Cuando los patógenos son ingeridos y alcanzan el lumen del TGI, todavía no han sido absorbidos por el organismo del animal.

»Mantener la integridad del epitelio del TGI es de la mayor importancia para evitar la invasión de patógenos en el cuerpo, similar al papel que juega la piel para ese mismo fin.

 

Claves anatómicas del epitelio intestinal

Varias características anatómicas clave del epitelio intestinal ayudan a mantener la barrera entre los patógenos en la luz intestinal y la cavidad abdominal.

La capa epitelial de la mucosa contiene células caliciformes, que secretan mucosidades y mucinas que proporcionan la capa de protección inicial sobre los enterocitos del epitelio intestinal.

Estos enterocitos se “unen” mediante complejos de unión estrecha (Figura 1).

Figura 1. Unión proteica de las uniones estrechas entre dos enterocitos

 

Esta región es importante para limitar la cantidad de bacterias dañinas y el contenido de la luz intestinal que ingresa al torrente sanguíneo.

 

Factores que debilitan el revestimiento epitelial

Estos factores puede conducir a la entrada de patógenos en el organismo:

  • Deshidratación
  • Desnutrición
  • Estrés por frío
  • Radicales libres oxidativos
  • Estrés calórico y el consumo reducido de alimento también pueden disminuir la integridad intestinal y aumentar las endotoxinas circulantes en los animales de producción

El zinc desempeña un papel importante en el mantenimiento de la función fisiológica del tracto gastrointestinal (Alam et al., 1994).

Diversos autores, Pearce et al., 2015; Mayorga, et al., 2017, demostraron que la sustitución del zinc inorgánico por zinc de fuente orgánica*:

  • Mitiga la permeabilidad intestinal en los cerdos asociados con el estrés por calor agudo y crónico
  • Da como resultado una menor presencia de TNFα en la sangre, lo que sugiere que el zinc de fuente orgánica* puede ayudar a prevenir algunos de los efectos negativos de la endotoxina al reducir la cantidad de endotoxinas que entraban a la circulación.
  • La morfología del intestino de los cerdos alimentados con zinc de fuente orgánica* era similar a la de los cerdos alojados en condiciones térmicamente neutras (Figura 2).

Figura 2. Comparación de la morfología intestinal porcina y rumiante

Las imágenes de morfología intestinal para cerdos se muestran en rojo y para los rumiantes se muestran en azul.

Arriba a la izquierda, animales de control térmicamente neutros;

Arriba a la derecha, animales alimentados a la par térmicamente neutros (menor consumo de alimento);

Abajo a la izquierda, animales estresados por el calor sin zinc de fuente orgánica* en la suplementación

Abajo a la derecha, animales estresados por calor alimentados con 40 ppm de zinc de fuente orgánica*

Similar a lo que se observó en cerdor estresados térmicamente, la alimentación con zinc de fuente orgánica* ayudó a mantener la integridad intestinal de los terneros estresados por calor de manera similar a los terneros alojados en condiciones térmicamente neutras (Figura 2, Abuajameh et al., 2016).

En este estudio, la alimentación de zinc de fuente orgánica * en lugar de zinc inorgánico mejoró la tolerancia al calor de los novillos, como lo demuestra el aumento del consumo de materia seca y la disminución de las temperaturas rectales.

La capacidad de absorber nutrientes del intestino mejoró en los terneros alimentados con zinc de fuente orgánica*, ya que estos animales tenían una disminución de la anchura de las vellosidades duodenales y una mayor altura de las vellosidades del yeyuno, así como altura:profundidad de las criptas, en comparación con los terneros sometidos a estrés térmico alimentados únicamente con zinc inorgánico.

Suministrar zinc de fuente orgánica mejora la integridad intestinal en comparación con la de los animales no sometidos a estrés térmico alimentados con la dieta de control.

También en aves la suplementación de Zinc dietético ha tenido un efecto positivo en la menor incidencia de enfermedades (ver gráfico 1)

Figura 3. Incidencia de Aerosaculitis en pollos de engorde (Broilers) Infectados Directamente con IBVa a los 10 Días Post- Desafío

a Desafío con cepa Arkansas DPI p10 de IBV (103.5 / EID50 / 0.1mL) por gota ocular a los 10 días de edad

b Sulfato, 80 ppm de Zn suplementario a partir de sulfato; Availa-Zn Iso, 80 ppm de Zn suplementario: 40 ppm a partir de sulfato y 40 ppm del complejo de aminoácidos de zinc de Availa-Zn; Availa-Zn Alto, 100 ppm de Zn suplementario: 40 ppm a partir de sulfato y 60 ppm de Availa-Zn

yz Los medios que carecen de una letra superíndice común, difieren, P <0.05

 

El destete presenta otro factor estresante potencial para casi todas las especies de mamíferos.

Los datos en lechones indican que alimentar con minerales traza de fuente orgánica* un impacto positivo en la anatomía de las vellosidades y un mayor número de células caliciformes en los cerdos.

La inoculación oral con sonda oro-esofágica de los lechones al nacimiento, d 10 y d 21, con 40 ppm de zinc de fuente orgánica* aumentó el número de células caliciformes epiteliales de las vellosidades del yeyuno y tendió a aumentar el grosor de la mucosa (Metzler-Zebeli et al. 2010).

 

Conclusiones 

Los minerales traza están involucrados en muchas enzimas y procesos asociados con la función del sistema inmune.

Asegurar que se cumplan los requerimientos de minerales traza para los animales de producción, incluidas las aves, los porcinos, el ganado lechero y productor de carne, es crítico para que el animal monte una respuesta inflamatoria apropiada.

El impacto de los minerales en la inflamación y el sistema inmune son complejos y requieren un análisis más detallado.

Sin embargo, los datos que se muestran aquí indican qué alimentar estos minerales traza en forma orgánica ayuda a mejorar el estado inflamatorio de producción a través de múltiples mecanismos, y se ha observado en el nivel celular más profundo, a través de la alteración de genes clave asociados con la inflamación.

 

Extracto de las conferencias tituladas:

Desbloquear soluciones para la inflamación crónica ¿Por qué alimentar con minerales traza es clave para el éxito cuando se formulan dietas para ganado, aves de corral, acuicultura, equinos y animales de compañía? expuestas en el Simposio Internacional de Inflamación 2017

El zinc de fuente orgánica* mencionado en el artículo es de Zinpro Performance Minerals

1 Comentario

  • Muy buen trabajo de investigación que ayuda al buen arranque de las parvadas, principalmente en aves. Si cuidamos la integridad del TGI tendremos buen arranque y buenos resultados productivos.
    También hay recordadar que el 60% de la inmunidad total se produce en el TGI:
    Saludos.

Dejar un comentario