AUTOR

Flávio Alves Damasceno

Profesor e Investigador en Compost Barn – Universidad Federal de Lavras (UFLA)

Gustavo Ferreira Almeida

Nutricionista de bovinos lecheros en Gadileite

Influencia del sistema compost en nutrición, producción y calidad de leche

Todos los sistemas de confinamiento para bovinos lecheros buscan mejorar el confort de los animales, de modo que puedan expresar su comportamiento natural, manteniendo la higiene y la salud, y, generalmente, mejorando las condiciones de vida de los animales en lactación y de la situación financiera del productor.

Dentro de los sistemas de confinamiento empleados en la actividad lechera, se destaca el Compost Barn (CB). La instalación del CB es un sistema relativamente nuevo en el mundo, que se viene se tornando cada vez más popular en países de América del Sur, principalmente en Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay. Ese sistema ya fue realizado con éxito en Israel y EE.UU.

Algunas de los descubrimientos científicos actualmente disponibles sobre ese tipo de sistema de crianza animal proviene de los EE.UU.

Normalmente, el sistema CB está compuesto por dos zonas principales:

Área de descanso con cama

Pista de alimentación con piso de concreto

En algunas instalaciones, también se puede encontrar un corredor de servicio que auxilia a la conducción de los animales hacia la sala de ordeñe.

En el área de cama, se pueden utilizar diferentes tipos de materiales orgánicos, tales como:

Virutas y aserrín de madera

Cáscara de maní

Cáscara de café

Paja de trigo paja de soja

Paja de arroz

 

  • Sin embargo, especialmente en regiones con poca oferta o en épocas de escasez de material, se han utilizado con éxito otros materiales orgánicos.

En algunos casos se ha observado el uso de aserrín con tierra, y en este caso, no hay prueba de efectividad.

En este sistema, las heces y la orina son depositadas e incorporadas al material orgánico presente en el área de cama.

La incorporación de los desechos de los animales ocurre durante la mezcla del material de cama, utilizando un implemento (subsolador, azada rotativa, etc.) acoplado al tractor.

Este proceso debe realizarse por lo menos dos veces por día cuando las vacas están siendo ordeñadas.

Este proceso es realizado con los objetivos de descompactar el material de la superficie, promover la mezcla de cama y desechos, aumentar la porosidad y elevar las concentraciones de oxígeno en el interior del material de cama.

 

El suministro de oxígeno es esencial para que el proceso de descomposición aeróbica del material de cama ocurra de forma satisfactoria.




REVISTA NUTRINEWS +

Sección técnica

Materias Primas

Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

 

Regístrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revistas en versión digital y a los newsletters.



Materias Primas

 

Entrevistas
nutriNews en
Youtube